10 de marzo de 2010

Enrique Dans tiene una bicicleta

Lo dijimos a principios del año pasado: el año 2007 sería el del fin del DRM en la industria musical. Y como si de profecía se tratase, ha sido precisamente en los ultimos días del año cuando se ha anunciado que la última de las cuatro grandes discográficas, Sony BMG, abandona tan infausta y absurda tecnología para intentar luchar contra Apple en la carrera de los nuevos sistemas de distribución de la música, ya no basados en obsoletos pedazos de plástico, sino ni más ni menos que en esas descargas de la red que algunos siguen insistiendo en demonizar. (...)

Adiós, DRM. No te echaremos de menos. A ver ahora lo que tarda en desarrollarse en algunos el sentido común.


los consumidores jamás quisimos DRM. De hecho, nos opusimos a él, porque restringía nuestras posibilidades de utilizar los productos por los que habíamos pagado. Para introducir DRM en los productos, había que incurrir en un gasto adicional: un gasto efectuado para “estropear” el producto, no para mejorarlo.


[el DRM sólo es] una manera estéril de fastidiar a los usuarios y lanzarlos en manos de ofertas más ventajosas.


el DRM fue un mal paso, que perjudicó mucho más de lo que pudo en algún momento llegar a beneficiar, y que empujó a muchos clientes a desdeñar los canales oficiales para optar por otros extraoficiales en los que los productos se podían obtener sin limitaciones de uso.


[El DRM] probablemente es el grupo de tecnologías que más dinero han hecho gastar inútilmente y que más ridículo público han generado a estudios y productores audiovisuales.



Enrique Dans durante la presentación de su libro "Todo va a cambiar", 4 de marzo de 2010

Conceptos relacionados: hipocresía, cinismo, caradura, jeta, morro, desvergüenza, cancamusa, los principios grouchomarxistas y el chiste del mitin comunista, claro, que ahora el Egocentrísimo ya tiene una bici.

(vía Joan Planas)

ACTUALIZACIÓN: Me soplan en los comentarios que el libro ya está escaneado y disponible on-line. Es una nueva victoria de la Red, la sociedad 2.0, la cultura libre y demás sobre la caduca industria editorial y monopolística, así que el Egocentrísimo estará contento, ¿no?

24 comentarios:

  1. Ya veo que coherencia no hay mucha ¿eh?...

    Por cierto, sigo esperando impaciente la segunda parte de cómo conseguiste vencer a Caja Madrid.

    ResponderEliminar
  2. Ya han pasado varios días y no hay manera de encontrar el pdf del libro.

    Yo entiendo que ninguno de los detractores de edans quiera gastarse 20 euros en el original y tomarse el tiempo de escanearlo pero me cuesta comprender como es posible que ninguno de sus admiradores no lo haya hecho hasta ahora.

    ¿Nadie quiere ayudar a edans a subir las ventas del libro proporcionando un enlace al pdf? ¿Ni siquiera él mismo? ¿Ni su editorial?

    Porque habíamos quedado que la circulación de las copias digitales aumenta las ventas del producto físico, ¿o no?

    ResponderEliminar
  3. ¿Y qué? El que avisa no es traidor, y él mismo avisa en el propio título del libro: Todo va a cambiar. Y, en efecto, todo cambió. Ha dado un giro de ciento ochenta grados.

    Lo que de ninguna manera da pie a acusaciones de hipocresía ni nada por el estilo. Al contrario, el discurso de Enríker siempre se ha caracterizado por una coherencia de hierro: desde el principio de su carrera hasta hoy, siempre ha abogado por aquello que resulte en los mayores beneficios para sí mismo.

    ResponderEliminar
  4. Sólo puedo repetir lo que pienso de ese "Sr.": ¡FARSANTE!

    ResponderEliminar
  5. manda huevos, esto es ser fiel a lo que uno dice y lo demás tonterías

    ResponderEliminar
  6. lo que le pasa a este tío son dos cosas: a) es un tarugo, y b) está encantado de conocerse.

    ResponderEliminar
  7. Yo flipo...esque lo estoy flipando. Para ser justo, tendria que informarme más, que soy un analfabeto de estos temas pero...yo reflipo.

    Y la ideologia del #manifiesto donde quedo??

    ResponderEliminar
  8. Joder macho, no nos hagas esto... no nos pongas un vídeo, pon la transcripción... bastante duro es leer sus tonterías, como para encima escucharle.

    Y él en realidad es coherente... con quién le paga, pero es coherente.

    ResponderEliminar
  9. ahhh, pobrecito, que cada vez que se le haga una critica le restregaran por la cara esta muestra de noslomismo.

    ResponderEliminar
  10. No aprecia el matiz el hombre, legalmente viable no significa coherente ni mucho menos ético. Y dice que no entra al tema porque prefiere que hablen los expertos.

    No me canso de detestar a este tío.

    ResponderEliminar
  11. Así que ahora no es experto para hablar de eso... LOL. Y el detalle del momento final...."mmm. creo que por allí hay otra pregunta."

    Pero qué cara tienen estos masters del conocimiento.

    ResponderEliminar
  12. Lo peor es que la gente le hace caso y algunos se creen las bobadas que dice. Lo peor es que se forra gracias a estos pobres.

    ¿Incoherencia? ¿Cambio de acitud? ¿Cacao mental?
    Un poco de las tres y un mucho de cara dura...

    Entre una vez de rebote en su blog y descubrí rapidamente al personaje. Todo un ejemplo de los chamanes 2.0

    ResponderEliminar
  13. sobre el minuto 1:20 dice que ¡ consultó con el buffete Almeida!. Algo o alguien no me está cuadrando

    ResponderEliminar
  14. No es por nada pero el libro estrictamente no tiene DRM. Otra cosa es que para publicarlo para iPhone tengas que cumplir unos determinados requisitos, pero DRM no tiene. Supongo que es más fácil tirar mierda que investigar un poquitín las cosas.

    Es fantástico ver que seguimos viviendo en el país de los antis, envidiosillos y criticones.

    ResponderEliminar
  15. Es decir: que para publicarlo en iPhone tienes que cumplir unos determinados requisitos, como dejar que le pongan DRM, que de hecho es lo que hay, pero DRM no tiene.

    Es verdad pero es mentira, todo en la misma frase.

    Olé.

    ResponderEliminar
  16. Anónimo:

    Creo que el que debería investigar eres tú. Este argumento (el libro en si no lleva DRM, es la iphone store) que acabas de utilizar lo he leido en varias webs ya y me parece el colmo del ridículo. Diría que es como agarrarse a un clavo ardiendo, pero es más adecuado hablar de una viga maestra incandescente.

    Si nos ponemos técnicos, NINGÚN libro "lleva" DRM. El DRM (Digital Rights Management) es una forma de control de acceso a contenidos digitales. Así que estamos hablando de la forma en la que distribuye la obra, no de la obra en si. Y la única forma que nos ha ofrecido el señor Dans, paladín de la libertad digital, de acceder a su obra en formato digital es a través de un sistema cuyo **única** forma de distribución incorpora DRM.

    Él se podía haber negado a distribuir en el iPhone en esas condiciones, habría sido al menos **algo** coherente con lo que viene predicando desde hace ya varios años (para ser realmente coherente debería colgar su libro en su web).

    Pero parece que toda su sabiduría de gurú de las nuevas tecnologías se vino abajo en una conversación con un comercial de Editorial Planeta. Eso, o que tiene más cara que espalda.

    Si quieres documentarte para no hacer el ridículo la próxima vez, puedes empiezar por aquí.

    http://en.wikipedia.org/wiki/Digital_rights_management

    ResponderEliminar
  17. Es cierto que es muy difícil alcanzar el egocentrismo de este hombre. Su blog es completamente inaguantable y no comprendo cómo se ha hecho tan famoso. En vídeo encima tenemos sus muecas así que resulta todavía más pesado.

    Es el típico trepa de partido político... no creo que tardemos en verle en alguna lista.

    Me ha gustado lo de cancamusa como concepto asociado. Lo veo apropiado.

    ResponderEliminar
  18. Hola!

    Una cuestión.... El libro para iPhone no tiene DRM...

    Saludos.

    ResponderEliminar
  19. Vamos a aclarar el tema de si lleva o no DRM.

    A parte que E.Dans explique que lo han hablado con los abogados dando por hecho que va con DRM y al final efectivamente el libro que contiene la app del iphone no tiene DRM tradicional, da a pensar que a lo mejor esa charla con los abogados era para otros soportes digitales que saldrán pronto (a ver que deciden).

    Aun así, los que defendían que no iba con DRM ¡¡Alto el carro!! No hagan fiestas aún, porque resulta que la app del iphone ha puesto algo peor, ha limitado por software la copia/descarga/compartición a 0 copias sin necesidad de DRM, muy inteligente, así puede decir que no hay DRM, mejor hubiera sido con DRM que cómo mínimo te permite hacer 1 copia o más.

    El sistema anticopia de Enrique no deja hacer ni 1 copia fuera del iphone, pagas 13€ para tener el libro solo en el iphone rezando para que no se rompa ni cambies de móvil, si quieres otra versión digital debes volver a pagar, increíble pero cierto. Por otra parte la wikipedia define DRM también como limitación por software con lo que podriamos decir que el libro de edans para iphone si tiene DRM a parte del DRM de la app, pero de la wikipedia cualquiera se fia.

    La limitación de copia por software que a aplicado Enrique y su editorial en la app, no se debe entender sólo como una limitación a compartir sino a poder leer el libro donde te plazca no sólo en el iphone, ya que pagas 13 euracos como mínimo que sea de mi propiedad y no propiedad del iphone.

    Esta decisión contradice lo que escribió Enrique en su blog que ya habéis mencionado entre otras:
    “nos opusimos a él (Sistema anticopia), porque restringía nuestras posibilidades de utilizar los productos por los que habíamos pagado.”

    ResponderEliminar
  20. Yu-huuuuu!!!

    http://www.youkioske.com/story.php?title=todo-va-a-cambiar

    ResponderEliminar
  21. Hace tiempo (años) me crucé con los artículos de este tipo, y lo seguí el tiempo suficiente como para decidir no leerme nada más, salvo necesidad.

    La razón: es un oportunista, este estaba buscando trabajo.

    Y me temo que sigo pensando igual.

    ResponderEliminar
  22. Estrepitoso ridículo Edans, una nueva entrada de cancamusa en tu vida

    ResponderEliminar

En este blog no hay más libertad de expresión que la que yo otorgo. Cualquier comentario puede ser borrado por cualquier motivo, especialmente por faltas de ortografía.