30 de septiembre de 2008

¿Quién da la vez?

Supongamos una academia de inglés que va a empezar nuevo curso y está recibiendo solicitudes de nuevas inscripciones. Supongamos que quedan cien plazas libres para 1000 solicitantes. Unos días antes se les hace una prueba de conocimientos, se les asigna una clase y se les comunica cuántas plazas libres quedan en cada una. Y supongamos que el curso comienza mañana, 1 de octubre.

Como los 1000 aspirantes tienen todos el mismo derecho a una plaza, se podría hacer un programilla informático que las asignase por sorteo y dejase a los 900 restantes en lista de espera. Se envía a los seleccionados un e-mail, un SMS, se publican sus nombres en un tablón y se ponen en la web de la academia. Los que no confirmen su plaza en un tiempo determinado la pierden y pasan a los siguientes de la lista de espera, se les envía otros e-maila, SMS, etc., hasta confirmar todas las plazas.

Lo escribo según se me ocurre aunque seguro que el sistema es claramente mejorable, pero si hace años que puedo hacer la declaración de la renta y pagarla sin moverme de casa, es de suponer que esto no debe ser más difícil, ¿no? Vamos, que para esto casi no hace falta ni saber programar, que con una simple hoja de Excel bastaría, ¿no?

Bueno, pues no, es imposible. Hoy en día no existe ningún lenguaje de programación ni aplicación informática capaz de gestionar este farragoso proceso, ni ningún informático, ingeniero ni analista capaz de desarrollarlo, así que hay que hacerlo a "maricón el último".

Pasemos a la realidad. Para apuntarte a los cursos de natación en un polideportivo del Ayuntamiento de Madrid a comienzo de curso -o sea, ahora- hay que hacer lo siguiente, agárrense que vienen curvas:

29/09/08, 19h: Voy al polideportivo a hacer la prueba de nivel en la que un monitor me clasifica en uno de los tres niveles. Luego voy al tablón de anuncios a comprobar cuántas plazas libres quedan en cada turno de ese nivel. Este dato (una simple hoja de Excel con dos columnas) no se publica en la web del Ayuntamiento de Madrid ni en ninguna otra, hay que ir al polideportivo a verlas. Y si vives como yo a medio camino de dos polideportivos y te da igual uno que otro, hay que ir a los dos a hacerte la prueba de nivel, porque cada monitor hace las suyas y no se fía de las de otro monitor; y hay que ir a los dos a ver las plazas libres porque tampoco tienen ningún contacto entre sí, ni siquiera telefónico. Aquí mismo lo dice.

A principio de curso hay manadas de padres deseosos de apuntar a sus hijos, muchos más de los que hay sacándoles el carné de la biblioteca. Los madrileños son gilipollas y compran bicis de montaña para pasear por el Retiro y un 4x4 para escalar la C. Atocha, así que es lógico que piensen que la súpervivencia de su hijo en medio de la Península depende de que sepa nadar, y visto el excelente drenaje de los túneles de la M-30, cualquier día lo será.

Algunos de estos padres están dispuestos a hacer cola durante toda la noche y se organizan en una lista aparte en la que apuntan nombre, número de niños y número de turno. Me pregunto qué dirán cuando sus hijos quieran guardar cola toda la noche a la puerta de un estadio para ver a Tokyo Hotel.

30/09/08, 8:30. En la puerta del polideportivo veo gente con abrigos y bufandas, innecesarios a estas horas pero agradecidos para pasar toda la noche; veo también sillas plegables, mantas, bolsas con comida y algún termo, y veo también una cola de unas sesenta personas. Parecen pocas pero no se engañen, recuerden que cada una de ellas representa a varias.

La cola va rápida y quince minutos después ya estamos dentro y un funcionario nos da un número como los de los súpermercados. ¿Cómo, otra espera? Sí, amigos, el polideportivo abre a las 8:30 pero la secretaría no lo hace hasta las 9:30. Así que han esperado durante toda la tarde de ayer y toda la noche para que les den otro número y esperar una hora más.

A mí me dan el B20, así que antes tengo a los cien de la serie A y veinte de la B, que representan a saber cuánta gente cada uno. Pregunto a un funcionario cuánto puede tardar en pasar todo el turno A y me responde abriendo mucho los ojos: "¡Buuuuuf! Lo menos, menos... hora y media". Pues hasta luego, Lucas, y me vuelvo a casa a empezar a escribir esto.

30/09/08, 11:00. En la puerta del polideportivo sigue habiendo unas sesenta personas esperando y comentando la excelente organización de la Dirección General de Deportes del Ayuntamiento de Madrid, fumando, leyendo libros... En la pantalla de turno veo el 14. Supongo que es el B14 y me digo "Uf, por los pelos". Pero es el A14. En hora y media sólo han pasado catorce personas.

A este ritmo, mi turno llegará a última hora de hoy, si llega. Pero tampoco te puedes fiar porque hay mucha más gente interesada en apuntarse por la tarde que por la mañana, que es lo que yo quiero. Supongamos que de los cien que me preceden, 80 quieren ir a la tarde y 20 a la mañana. En cuanto se llenen los turnos de tarde, el resto de los 80 se irán a sus casas y la cola avanzará rápidamente, con lo que a lo mejor mi turno llega a las 16h. O a las 13h. O a las 12h. O ahora mismo, no hay forma de saberlo.

¿Y qué ocurre si se te pasa? Pues que hay que volver a sacar numerito y a hacer cola, porque a nadie se le ha ocurrido apuntar nombres, hacer una lista previa ni nada parecido. Y por lo que recuerdo de cuando iba a la piscina, si la plaza no se cubre en tres días, se queda vacía durante todo el mes, no te puedes apuntar a medio mes. Así que tocaría volver el último día laborable, comprobar las plazas vacías por turnos y volver a hacer cola a primera hora del día uno del mes siguiente. Como dice el Pianista, me estoy mareando.

La primera vez que fui a una piscina municipal fue hace algo más de diez años y ya funcionaba así. No puedo sino felicitar al actual alcalde, Alberto Ruín Faraón, y al actual director general de deportes, Miguel de la Villa Polo, por su denodado esfuerzo en la preservación de las más enraizadas y castizas costumbres madrileñas.

De la página del proyecto Madrid2016:
La candidatura olímpica Madrid 2016 intentará demostrar al mundo que Madrid es el mejor destino posible para acoger el mayor acontecimiento deportivo del planeta debido a, entre otras razones, su demostrada capacidad de organización
A que no...

Cola en el polideportivo

15 comentarios:

  1. Aqui tambien pasa lo mismo (Sevilla), con la piscina municipal que me toca: solo hay 2 para toda la capital, asi que echad cuentas con una capital de unos 700.000 habitantes, piscinas municipales que nunca funcionan al 100% por diversos motivos y que con el calorcillo caracteristico de esta ciudad se hacen mas que necesarias. Amen, que los funcionarios de las piscinas, se guardan las plazas para los familiares y amigotes: mi madre fue a final de un mes a ver si habia plaza. Eran las 13:50. Le dijero que quedaron plazas libres, pero que cerraban y que lo gestionaba la chica de la tarde, que abria a las 15:00. A las 14:45 mi madre estaba alli, la primera. Y por arte de magia, las plazas vacantes que a la hora del cierre habia libres, ya no estaban!!. En el periodo de descanso habian desaparecido unas 10 plazaz!. Mi madre se cabreó consecuentemente, y tachaaaan, de repente aparecieron las plazas. ¿Como podian haberse adjudicado esas plazas si ya no lo permitian al cerrar, cuando mi madre fue por primera vez, y estaba alli antes de abrir por la tarde y no habia nadie mas? Es mas, ¿si no habia como es que de repente bajo el mosqueo evidente, aparecen? ¿En que quedamos? ¿Hay o no hay? Expediente X o que los funcionarios se guardaban las plazas para repartirlas entre sus amigotes, como efectivamente es asi. No me gusta un pelo el personal que hay por la tarde tratando estos temas de las plazas, no os fieis de lo que os digan (basicamente que nunca hay plazas).
    Si tienes problemas serios de espalda (con operacion, protesis y demas), ningun papel medico te dara preferencia aunque solo la natacion es el deporte recomendado para enfermos con protesis en la columna, etc. Que quereis que os diga, no me parece logico, ni razonable, ni bien... Yo no tengo problemas de estos pero si conozco a amigos con media espalda de titanio y no pueden ir a nadar (y no pueden hacer otro tipo de deporte por problemas evidentes, ademas no es por hacer deporte es porque es necesario para evitar males mayores ojo).

    Entre esto, y las miticas levantadas a las 3AM para llegar a la facultad a las 4AM para poder coger numero a las 8:30AM y matricularte de la susodicha facultad (y no llegabas el primero ojo)... para que contar... pero este ha cambiado desde hace unos años para aca, aunque ya me pilla algo tarde jeje.

    En resumen: España.

    ResponderEliminar
  2. Olvidaba decir que si, que tambien el tema de los numeritos esta en ese plan... o peor... ves a la peña haciendo cola, con las sillas, neveras, mantas, etc. de un dia para otro cuando abren la temporada de las plazas.

    Situacion que se repite desde hace la tira de años. No se como sera este...

    ResponderEliminar
  3. Iba a decir que parecía que hablabas de Sevilla, pero se me han adelantado en el comentario anterior. Solo puntualizar que hay más de dos piscinas municipales en Sevilla, al contrario de lo que dice el compañero.

    ResponderEliminar
  4. En cualquier caso por muchas que haya , no hay mas de 4 en total (capital). Ahora si te pones a contar piscinitas (Vease tamaño ridiculo y privadas de algunos centros), y las del parque acuatico... pues vale, aceptamos pulpo.

    La mayoria de las piscinas estan en los municipios, y, tienen descuentos para los habitantes de estos municipios pero no asi para los empadronados en Sevilla capital. Vamos que a uno de coria la piscina le sale la mitad que a uno de sevilla capital, pero el de coria va a sevilla y paga lo mismo que los demas... Cosas de los ayuntamientos dicen, aunque que yo sepa, todos los ayuntamientos chupan del presupuesto destinado a la provincia. Asi que lo de siempre, unos pocos pagamos el disfrute de los demas. Lo veo asi, guste o no jeje.

    Da igual, el resumen es que faltan muchas mas instalaciones, piscinas, pistas de todo tipo, etc... y sobra mucho politico corrupto y funcionario inutil.

    ResponderEliminar
  5. Esto te pasa por intentar ser un chico sano...

    ResponderEliminar
  6. Hahahaha! No jodas que la foto es real? Lo que tenemos que pasar los madrileños, macho. Claro que a veces pienso que lo tenemos ganado a pulso. Al final, solo votan los abuelos. Y claro, a ellos le esncanta:

    a) Hacer colas (Para todo: Nietos, DNI, burocracia varia, cosas gratis, megacocido-bocadillo-paella gratis...)
    b) Ver obras (y asistir a la inaguración, si es gratis, ver A)
    c) Actualizar la libreta del banco todos los malditos días. A primera hora. (y si el banco está cerrado, ir al centro de salud)

    Asi que Ruin Faraon es su idolo.

    ResponderEliminar
  7. Yo, desde Madrid, me acerco a Valencia... al mar, a nadar un par de veces por semana...y entre el dinero, las colas, el tiempo perdido, y los disgustos... me sale rentable seguir haciendolo...

    ResponderEliminar
  8. Sí, yo hace muchos años que no me apunto a un curso de natación por el tema de los polideportivos municipales...

    y tampoco me puedo permitir pagar una piscina privada (muu caro)

    ResponderEliminar
  9. Los padres piensan que lo mejor para sus hijos es convertirse en un joven nadador que pase los fines de semana consumiendo speed con sus amigos, trabajando jornada partida en el Hiper Usera y eso sí, nadando como un auténtico tiburón, todo sea dicho.

    ResponderEliminar
  10. Vente a vivir a Gijón. Aquí las colas las hacemos por internet, que es mucho más cool.

    ResponderEliminar
  11. Y eso que es para hacer natación que aunque muy sano y divertido no es imprescindible pero la odisea que tuve que pasar yo las navidades pasadas para conseguir el fabulo e inutil e-DNI no se lo deseo ni a peor enemigo

    ResponderEliminar
  12. claro, es mejor que directamente te identifiques y te den a ti la plaza, claro, como eres el teleoperata: que se jodan los niños y sus padres, faltaria más...yo yo yo y siempre yo primero.

    ja ja ja ... que le vamos a hacer uno es como es

    salut

    ResponderEliminar
  13. A ver, teleoperador, yo he apuntado a mis hijos en la piscina (y también en la biblioteca, por cierto), simplemente para que hagan un deporte como la natación, muy completo, no porque "los madrileños somos jilipollas", como dices. Parece que la jilipollez se circunscribe a los padres de los niños (que tanto te molestan en la cola), pero no afecta a los adultos como tú, que (!qué curioso¡)también quieren hacer natación. Sí, seguro que es mejor si dejamos a nuestros niños jugando a la WII, así tú podrás evitarte las colas, no?
    Un poquito de criterio y menos mala leche, por favor...

    ResponderEliminar

En este blog no hay más libertad de expresión que la que yo otorgo. Cualquier comentario puede ser borrado por cualquier motivo, especialmente por faltas de ortografía.