5 de julio de 2006

Spanish Solutions, SA (4)

Un taller de chapa y pintura de automóvil de un pueblo. Al fondo hay un hombre con mono de trabajo arrodillado, trabajando en el costado de una furgoneta. Es Tomás, el pintor.

Suena el teléfono de la oficina varias veces hasta que Tomás se resigna a cogerlo. Se levanta, oímos crujir sus rodillas y se acerca al teléfono.

TOMÁS: Tomás, dígame... Hombre, Sr. Redondo, buenos días, qué hay... Pues precisamente estaba ahora con su furgona. Ya casi no me queda na, está pintá del todo, tiene el dibujito en el costao y ya sólo me falta poner cuatro cosillas... ¿Eh?... Pos na, me queda sólo la lista ésta de cosas que quería usté poner de su mercancía, de lo que usted vende, vaya... A ver, déjeme que la coja...

Tomás posa el teléfono, se acerca otra vez a la furgoneta, recoge un papel del suelo y vuelve al teléfono. El papel no es más que una hoja a cuadros de una libretita en la que se ven todavía los flecos de arrancarla.

TOMÁS: ¿Sr. Redondo? Aquí la tengo, a ver... (musitando) mueblescolchonessomieres, ferretería, rararáterraza, blablamimbre, pesca... Sí, eso es lo que va hasta ahora. Estoy poniendo lo de "material electrónico" y me quedan droguería, papelería y plastificac... ¿Perdone?

Tomás levanta la vista de la nota y se concentra en lo que dice el Sr. Redondo al otro lado del teléfono. Frunce el ceño, extrañado.

TOMÁS: Sí, eso, electr... ónico, que ya casi lo tengo a medias... ¿Cómo?... ¡Pos claro, hombre! Si lo tengo en la mano, que me lo escribió su hijo d'usté... No, no, vamos a ver, Sr. Redondo, que lo estoy leyendo, que lo dice mu claro: "ma-te-ri-al e-lec-tró-ni-co"... Pos si es lo mismo, ¿no?... Ah... ¿Que no es lo mismo?

Tomás frunce aún más el ceño y se rasca la nuca. Se vuelve mirando a la furgoneta, pensativo.

TOMÁS: ¿Ta usté seguro que no es lo mismo, que electrónico y eléctrico no es mismamente lo mismo?... ¿Y qué diferencia hay?

Al otro lado del teléfono se oye un grito que obliga a Tomás a apartarse el teléfono del oído con un gesto de dolor:

SR. REDONDO: ¡Que si pone "eléctrico" le pago y si pone "electrónico" no, cojones!

TOMÁS: Vaaaale, vaaale, vamos a calmarnos, hombre, tampoco hay que ponerse asín. Total, sólo he escrito "material elec", asín que aún no ha pasao na. Yo, más que na, lo digo pa que usté se quede contento... Pos claro, hombre, no pasa na, le pongo "electrónic"... Digoooo,¡no, perdón, le pongo "eléctrico", eso es! Eléctrico de enchufes, cables y eso, ¿no?... Je, je, eso, captao pues, no hay poblema... Y por dejarlo todo bien atao, esto lo quería to alineao a la derecha, ¿verdad?... Si, eso pensaba, alineao a la derecha... Pos na, Sr. Redondo, pásese mañana a por ella y ya estará, ¿vale?... Hale, adiós.

Tomás cuelga el teléfono y resopla mirando la lista.

TOMÁS: Alineao a la derecha... Pos igual sí va a haber un poblema.

Spanish Solutions

He borrado la dirección de la tienda de la puerta de la furgoneta. Aparte de eso, juro por mis muertos que los rótulos están realmente así de torcidos.

9 comentarios:

  1. jajajajajajajjjjjj

    Solo falta una heladería.

    Me encanta tío estas al loro...jajaj

    ResponderEliminar
  2. Empeñaron el nivel para comprar una antena y sintonizar la Sexta.

    ResponderEliminar
  3. tengo una historia-para-no-dormir en primera persona con wanadoo, por si te interesa.

    ;)

    Saludos

    ResponderEliminar
  4. Jajajaj... bueno si amplian el negocio todavía le queda un poco de espacio arriba y si lo escribe en diagonal (no se notará mucho) arriba a la izda.

    ResponderEliminar
  5. JEJEJEJEJEE. ¡Qué pasote!

    ¿Y no le hubiera bastado poner "TODO A EURO"? Porque este tío vende de todo, si parece el "CARREFULL", ja payo.

    ResponderEliminar
  6. También es curioso que si los artículos son de regalo llevan tilde y si son de mimbre no.

    ResponderEliminar
  7. Jajaja.
    Várgame loh payoh.
    Endevé con el rotulihta ehte.

    ResponderEliminar

En este blog no hay más libertad de expresión que la que yo otorgo. Cualquier comentario puede ser borrado por cualquier motivo, especialmente por faltas de ortografía.